viernes, 4 de septiembre de 2009

Los límites y el descanso de un terapeuta corporal.


Hoy estoy con una contractura en el trapecio que me dejó rígida en la región superior. Decidí cancelar mis clases y masajes para recuperarme y relajar mis músculos. De qué nos habla nuestro cuerpo cuando duele?. La región superior de los hombros es el sostén de nuestro mundo de obligaciones y deberes que no debemos postergar. En personas sobreadaptadas como la que escribe, esta región acumula cargas autoimpuestas como el perfeccionismo, el no faltar a ninguna tarea ni trabajo, el sostener siempre a quien nos necesita. La región del cuello es el centro de la comunicación, del escuchar y transmitir nuestro pensar y sentir.Hemos dado tanta importancia al desarrollo intelectual que las pequeñas señales de nuestro cuerpo tratan de ser calmadas con la inmediatez con que surgen los pensamientos en nuestra mente:la incapacidad para soportar el dolor psico-físico hace de nosotros consumidores compulsivos de analgésicos del cuerpo y del alma.Nuestros abuelos son testigos vivientes de que los dolores en su juventud los calmaba el tiempo. ante la uusencia de medicamentos. Ese tiempo ,que debemos darnos a nostros mismos y a los demás.

Como terapeutas debemos estar siempre equilibrados para brindar al otro un espacio de escucha abierto, en donde la sanación a través de la autoconciencia se manifieste con toda claridad.

Pero hay veces en que ese espacio receptivo se satura y debemos vaciarnos de todas las palabras, tensiones, conflictos, dudas, dolores que los demás han depositado en nosotros. Y detener el tiempo para soltar aquello que no es nuestro, depurar, escuchar nuestras propias señales y tan solo DESCANSAR de nuestro rol.

Además de supervisar con otros colegas todo terapeuta de la salud( médico,psicólogo, masoterapueta, profesor de yoga. etc) debería tener sus propios límites y escuchar las pequeñas señales de alerta que el organismo nos entrega para parar y revisar nuestro trabajo en el mundo.

De esta manera el EGO con sus pequeñas máscaras que se apodera de nosotros con omnipotencia, podrá descansar en los brazos del SER que lo protegerá de su desmesura, para alimentarlo en el SILENCIO y la CALMA.Entender nuestro propio dolor nos dará la sabiduría necesaria para entender el dolor de los demás.

Un abrazo de luz
Adriana

13 comentarios:

sati dijo...

Hermosa Adri , te envio luz y amor , para que sigas sanando con tanta conciencia. Un abrazo grande . Tami.

Luz del Alma dijo...

Gracias Adriana por compartir también esto, sé de lo que hablas, he pasado por ello...
Gracias a Dios aprendí a escuchar también mi cuerpo (fué una de las razones que me llevó hasta vos), te deseo lo mismo.
De la sobreadaptación tambien se sale, tiene que ver con el llamarse, ese llamarse del que "casualmente" hablabamos ayer.
El primer paso del Amor es a uno mismo, aunque cueste aprenderlo.
Te quiero mucho. Lo mejor!!!
Abrazo gigante de luz, Mirta

Adriana Paoletta dijo...

Tami, dulce ¿cómo estás?.
Gracias por estar siempre tan cálida y angelical. Es un placer y n honor estar a tu lado.

Un abrazote de colores
Adri

Adriana Paoletta dijo...

Querida Mirta!
la verdad tu palabras son una pluma que acaricia mi corazón. Es verdad ,ayer te pregunté ¿cómo te llamás cuando te perdés y te dormís?... y tu respuesta y tu cuidado en la clase para cuidarme fue muy hermoso.Será que no hay roles... sólo encuentros de almas que se acarician y se rozan para entender lo real.
Yo también te quiero y te respeto muchísimo y me divierto un montón junto a vos.

un abrazo suave y emotivo
Adri

gabo dijo...

Adri, muchas gracias por compartir tu lectura de tu experiencia. Espero que físicamente estés mejor, este post no deja dudas de que en los otros planos de tu ser la inteligencia gobierna con sabiduría.
¿Tiene límites el autoconocimiento?
¿Toma alguna vez, el autoconocimiento, una forma más allá de sí mismo, como continuidad de una misma simpleza?

Adriana Paoletta dijo...

Gabo, creo que si, el autoconocimieto toma forma más allá de nosotros, y cuando cruzamos ese límite humano,y nos arrojamos a la desmesura en cualquiera d esus formas, nos toma de la mano para que regresemos a la imperfección, a sentirnos tan sólo hombres atravesados por la conciencia del dolor.

Un abrazo simple
Adri

Anónimo dijo...

Hola Adriana, las CAUSALIDADES de esta vida...recién me levanté con un importante dolor en la parte baja y media de la espalda y pensaba en q habrá pasado, q me estará diciendo mi cuerpo, quizás q estoy dando demasiado a los demás.. vengo a leer tu correo y me encuentro con tu recomendación! esto es maravilloso, cuando estamos alineados con nuestro ser superior las respuestas nos llegan así... sin más.
Te mando un gran abrazo de luz y demás está decirte todo lo q aportás con tus conocimientos a esta pequeña comunidad de Ituzaingó Corrientes donde doy clases de yoga, reiki, flores de bach y algo de shiatsu desde hace 5 años. Aprovecho, ahora q me acuerdo, para comentarte q me piden mucho q de yoga a los niños, pero sinceramente no me animo mucho, veo q vos lo hacés, podrías darme una guía en ese camino?? Besos y Gracias!! Q t mejores!!
Ana Piva

Anónimo dijo...

Qué bueno ese descanso de Todo. Que puedas encontrar en la Fuente toda la Paz y la calma que tu alma necesita. Creo q hay septenios q son cruciales para "ver" otras cosas, yo estoy atravesando otro y no queda otro q atravesarlo. Mucha luz para atravesar esta nochecita. Te queremos. Gra

Adriana Paoletta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Adriana Paoletta dijo...

Gracias Gra!, los septenios del espíritu son cruciales para humanizarnos y descubrir que más allá del límite de nuestro cuerpo resplandece la inmensidad del espíritu.

Un abrazo de luz
Adri

Adriana Paoletta dijo...

Hola Ana!
Gracias por tus palabras! que coincidencia hermosa y esa conexión mágica entre todos cuando se da la unión d elas almas.

Un abrazo de luz
Adri

Anónimo dijo...

adri, cada escrito que recibo de vos me situa, y hoy mas que nunca me identifico con tus palabras.
Doy masajes y yoga junto con otras muchas actividades y se que por momentos la escucha a tiempo del cuerpo nos permite ver dosnde esta el limite. Intuir y decodificar lo que necesita ser atendido es una tarea de amor hacia nosotros mismos, que posteriormente sera expresado a los demas.
Bendiciones y gracias por cada envio.
namaste
gaby / Miakoda / humano cosmico amarillo

Adriana Paoletta dijo...

Gracias gabi! por tus palabras. Es así, tan simple y profundo como el escuchar lo que nos muestra la evidencia del cuerpo. Es una alegría saber que estas experiecias resuenen en tu interior.

Un abrazo de luz
Adriana