domingo, 21 de diciembre de 2008

Ayurveda."La vida humana es una gota de agua que rueda inestable"

Tenía 5 años cuando enfermó de malaria. Sufría mucho, entre otras cosas porque no podía salir a jugar ni ver a sus amigos. Un día el padre le comentó que cerca de allí había un árbol sanador, un tamarindo, y allá fueron una mañana. "Prendimos sahumerios y oramos. El tamarindo es un árbol de follaje tupido y de su interior salían murmullos y chillidos, y eso inspìraba temor a mucha gente; aunque seguramente eran monos. Además, a su alrededor, algunos aldeanos enterraban a sus muertos por el carácter milagroso del árbol. Pero yo no tenía miedo y sí la certeza de que el tamarindo me curaría, porque allí estaba Dios. Y así fue. Me curé y pude volver a jugar y ver a mis amigos", recuerda Domar Singh Madariya, médico e introductor de la medicina ayurvédica en la Argentina.

"Es que en la India todo son formas de Dios. El dicho que sostiene que Dios está en todas partes, en la India es una realidad evidente. Cuando uno observa la actitud generosa y agradecida de animales y plantas, de la naturaleza en general, comprende que en todo anida la divinidad. Piense en todo lo que nos da una planta o un animal doméstico con un mínimo de cuidado. Actitud que deberíamos imitar porque también somos parte de la naturaleza y en nosotros anida la divinidad", reflexiona.

Domar Singh Madariya tiene dos doctorados, uno en medicina ayurvédica del Hospital Ayurvédico de Dharma y otro como médico clínico y reumatólogo de la Universidad de Buenos Aires. Nació en la India central hace 50 años, y además es licenciado en Filosofía y en Yoga. Llegó a la Argentina en 1972 donde fundó, 10 años más tarde, el Centro Argentino de Ayurveda.

"La tradición dice que el ayurveda nació hace 5000 años, pero los registros sitúan su aparición hace unos 3500. Desde un principio fue una disciplina revolucionaria, tenía las 8 especialidades principales de la medicina actual, entre ellas la cirugía, que a su vez tenía 3 niveles: alta, baja y estética. Esta última alcanzó un gran perfeccionamiento y era muy utilizada para mejorar mutilaciones en lisiados de guerra, soldados rasos y reyes y terratenientes, e incluso en leprosos restablecidos. Pero con la difusión del budismo, que predicaba la no violencia y veía en las operaciones quirúrgicas una agresión al cuerpo humano, se prohibió la cirugía y sólo se la autorizó en problemas menores como extirpar pequeños tumores, drenajes, etcétera. ¿Sabe quiénes eran los cirujanos encargados de estas operaciones?

¿Quiénes eran?

?Los zapateros, posiblemente por su habilidad por cortar el cuero. Prestigio que conservan en el mundo actual, porque en algunas regiones de la India existe la tradición de que cuando nace un chico hay que buscar a la mujer de un zapatero para que corte el cordón umbilical. De todos modos, el ayurveda conoció tiempos difíciles cuando la India fue invadida en el año 600 por mongoles y turcos que destruyeron el país, cerraron sus universidades y mataron a profesores y alumnos, y obligaron a otros a dividirse en pequeños grupos y refugiarse en la selva. Sólo a principios del siglo XX se volvió a la enseñanza del ayurveda en las universidades.

¿Qué propone el ayurveda?

Sostiene que todo en el cosmos está compuesto por 5 elementos: espacio, aire, tierra, fuego y agua; también nosotros, los seres humanos. El espacio es el elemento común a todos, el más importante, el que permite el desarrollo de los otros elementos, porque sin él no podríamos vivir. Piense en los espacios intercelulares, interatómicos, intermusculares, etcétera. Sin espacios seríamos una piedra, un diamante, algo sin vida. Pero en la composición los elementos se dan en distintas proporciones, y el ayurveda distingue 3 tipos de seres humanos: vata, pitta y kapha. En vata predomina el aire; en pitta, el fuego y el agua; en kapha, el agua y la tierra. Cuando los elementos que nos componen están en equilibrio estamos sanos; en cambio, cuando se produce un desequilibrio, nos enfermamos. La tarea del médico ayurvédico es volver a restablecer el equilibrio.

¿En qué consiste el tratamiento?

?El ayurveda es un sistema holístico donde todo lo que cura forma parte de él. No sólo fármacos, sino también régimen de vida, alimentación, meditación, respiración, eliminación de toxinas por medio de PanchaKarma, que incluye masajes, inhalaciones, baños y que actúa sobre la inteligencia biológica del cuerpo. Es muy importante lo psicológico en la cura ayurvédica, en la intención para levantar el espíritu. Cuando se curó mi enfermedad, la malaria, hubo una gran fe de mi parte, un convencimiento de que el tamarindo me iba a sanar. Si no hubiese sido así, no me habría curado. Si tomo una medicina y estoy convencido de que me va a mejorar, seguro me va a sanar.

¿Algo para recordar?

?En la India hay unas plantas que, a la manera de camalotes, flotan a la deriva por los ríos. Tienen grandes hojas que son impermeables y cuando una gota de agua cae sobre la superficie de la hoja, ésta no la absorbe y la gota va rodando inestable, transformada en una perla, en una esfera de agua. Un antiguo poema indio rescata este hecho y dice que la vida humana es como una gota de agua que rueda inestable sobre la superficie de la hoja del camalote.

Luis Aubele
Domingo 21 de diciembre de 2008 | Publicado en edición impresa Diario La Nación

Para saber más:http://yogaymedicinaoriental.blogspot.com/search?q=medicina+ayurveda

6 comentarios:

Surya dijo...

Las almas bellas son las únicas que saben todo lo que hay de grande en la bondad.
Eres un alma muy bella.
Muchos besos y Felices Fiestas

Pedro dijo...

Interesante post. Precisamente llevo algún tiempo interesado en este tipo de medicina, pero en España es difícil de localizar, una lástima.
Es una pena no poder aprovechar toda esta sabiduría adquirida durante milenios, y tener que ponernos en mano de médicos alópatas que sólo consiguen hacer enfermos crónicos dependientes de cientos de fármacos de por vida. Siento una impotencia enorme.

Gracias por haberme dado la oportunidad de conocer tu blog, es todo un lujo, soy practicante de yoga desde hace alguno años y todo consejo es poco. Estaré atento. Ahora mismo te enlazo al mío para tenerte más cerca.
Gracias y un fuerte abrazo.

Rodolfo Pardo dijo...

GRACIAS POR TODOS TUS OPINIONES Y COMENTARIOS EN ESTE TIEMPO. LO VALORO MUCHO, POR ESO PASO A SALUDARTE Y DESEARTE UNA MUY FELIZ NAVIDAD, QUE ESTAS FIESTAS TE DEN MUCHA FELICIDAD Y ARMONIA CON TU INTERIOR, Y POR SOBRE TODAS LAS COSAS MUCHA SALUD Y ACOMPAÑADO DE LOS TUYOS. FUERTE ABRAZO.

rodikine

Adriana Paoletta dijo...

Gracias Rodi!
Una alegría recibir tus saludos. Yo te deseo que tengas la inocencia para que todos los días podamos mejorar el mundo llenos de esperanza.
Felicidades en tu corazón!
Adriana

Adriana Paoletta dijo...

Gracias Pedro, el honor es mío. recién acabo de leer tu post maravilloso sobre Jesús. me trajiste otra vez a la lectura del evangelio que siempre nos confronta con nuestro paso imperfecto por este mundo .

Quizás las enseñanzas más poderosas del Cristo sean el perdon a nuestros errores, la compasión por los que menos tienen y sufren por la injusticia y por supuesto, que el reino de los cielos está en nuestro interior y debemos adorarlo a través del amor a nosotros mismos como a nuestros semejantes.

Felíz Navidad!, y una abrazo de luz e inocencia para ver en el mundo, el reino de los cielos.
Adriana

Adriana Paoletta dijo...

Surya: Tu alma lleva hasta mía sutil como una estrella fugaz. Gracias por tu amistad y te deseo otra vez Felíz navidad!
Te quiero mucho
Adriana