Ir al contenido principal

Dar nombre a nuestros demonios. ( Parte I )

En las culturas antiguas, los chamanes aprendieron a dar nombre a lo que tememos, era un modo práctico de empezar a tener poder sobre ello.

Cada senda espiritual tiene un lenguaje para enfrentar las dificultades comunes que afrontamos. Los sufíes las denominan Nafs. Los padres cristianos del desierto, que practicaron hace unos mil años en el desierto de Egipto y Siria, las llamaron demonios. Uno de ellos, Evagrius, dejó un texto con instrucciones en latín para aquellos que meditaban en la naturaleza: " Estad atentos a la gula y al deseo", advertía y también a los demonios de la irritación y el miedo."El demonio de la pereza y sueño del mediodía aparecerá cada día tras la comida y el demonio del orgullo sólo sacará su cabeza cundo hayamos vencido al resto de los demonios".
Para los meditadores budistas dichas fuerzas se personifican tradicionalmente como Mara(el dios de la Oscuridad) y en los retiros, se los denomina habitualmente obstáculos de la Claridad. Los nuevos estudiantes, inevitablemente se toparán con las fuerzas del anhelo, el miedo , la duda,la crítica y la confusión.Los estudiantes avanzados, aunque de un modo más claro y hábil, lucharán con los mismos demonios.

Sean cuales fueren las dificultades o placeres, nombrar nuestra experiencia es el primer paso para llevarlos a una atención conciente y despierta. El nombrar atento y el reconocer nuestra experiencia nos permite investigar nuestra vida y examinar cualquier aspecto o problema que se nos presente; dar a cada problema o experiencia un sencillo nombre como hizo el Buda cuando se le presentaron las dificultades. Buda afirmó : "Te conozco, Mara". En sus instrucciones sobre sobre la atención, dirigía a los meditadores a que se dieran cuenta : "Se trata de una mente llena de gozo", o "esta es una mente llena de ira", reconociendo como surgía y como desaparecía ese estado.
En el estado de dicha conciencia , la comprensión crece de un modo natural. Luego a medida que la experimentamos claramente y damos nombre a nuestra experiencia, podemos darnos cuenta de su contenido y cómo podemos responder a él más plenamente y con mayor habilidad.

La conciencia acerca del pecado , como estado de separación, como estado de dualidad, nos permite mirar a cara a cara a nuestros estados negativos, para poder trabajar con ellos. El estado no- Dual en el que volvemos a participar de la Unidad con lo divino, reafirma en nosotros la Esperanza de haber degustado lo inefable, para participar de la Gracia Plena de sabernos amados con infinita compasión a pesar de nuestros demonios.

Adriana Paoletta

Comentarios

Unknown ha dicho que…
Ser conscientes, en definitiva y humildes al mismo tiempo, para reconocer lo que veamos.
Un besillo.
yoga aprender por el cuerpo ha dicho que…
Hoal Bac!, la humildad ante todo y la atención plena para encntrarte frente a frente contigo mismo.

Un abrazo
Adriana

Entradas populares de este blog

El laberinto de Chartres como Mandala espiritual.

Al entrar en la Catedral de Chartres, (siglo XIII) por la entrada occidental, te encontrarás caminando en dirección y al interior del Laberinto del Peregrino. El Laberinto está trazado en piedra negra sobre el piso de la nave de la Catedral, bajo la Ventana Rosa, cuyo diámetro refleja exactamente. Durante la Edad Media los peregrinos pobres, que no tenían la posibilidad de ir a Jerusalén, transitaban una imaginaria “peregrinación” de rodillas, recorriendo todas las vueltas y giros del laberinto dentro de propia catedral. En Chartres, como en muchas de las catedrales europeas en las cuales se encontraron diseños similares, este mandala espiritual adquirió un gran significado dentro de la devoción del laicado. Muchas generaciones experimentaron el gozo de arribar al centro del laberinto luego de muchas dudas y tentaciones.Si trazas el diagrama del laberinto con tu dedo, comenzarás a comprender por que John Main consideraba a la meditación no solamente un método de oración, sino una pere…

Consultorio Yoga y Salud: Cistitis crónica.

"Mi consulta especifica es una, si bien tengo una vida 'ordenada', temas afectivos y laborales estables, buena alimentación (no como carnes), practico yoga, etc . y soy muy sana en gral, tengo una situación que me angustia mucho y es la repetición de episodios de cistitis o infecciones urinarias.Tomo Norfloxacina por 8 a 10 dias.Soy super abierta a entender causas emocionales, desórdenes energéticos, etc como desencadenante de los desordenes fisicos. ¿Tendrás alguna sugerencia o consejo para mi?"
Maria Rafaela de Mar del Plata
¿Qué es una cistitis crónica?
La cistitis crónica es una inflamación o infección crónica de la vejiga o vías urinarias. Podemos tener síntomas como dolor o ardor al orinar, o necesidad de hacerlo continuamente, dolor en un costado, etc. Puede haber fiebre y notar dolor o molestias en las relaciones sexuales.
Cuando además tenemos sensación de haber tomado frío nos tomaremos un baño bien caliente y además comeremos sólo alimentos cocinados o calien…

La oración pronunciada por Jesús

ABUNA DI BISHEMAYA
Padre nuestro que estás en el cielo,

ITQADDASH SHEMAK,
santificado sea tu nombre,

TETE MALKUTAK
venga a nosotros tu reino,

TIT'ABED RE'UTAK
hágase tu voluntad

KEDI BI SHEMAYA KAN BA AR'A
en la tierra como en el cielo.

LAJMANA HAB LANA SEKOM YOM BEYOMA
Danos hoy nuestro pan de cada día,

U SHEBOK LANA JOBEINA
perdona nuestras ofensas

KEDI AF ANAJNA SHEBAKNA LEJEIBINA
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden,

WEAL TA'ALNA LENISION,
no nos dejes caer en la tentación

ELA PESHINA MIN BISHA.
y líbranos del mal.

Como se enseÑa en la Filocalia, adecuando la oración al ritmo respiratorio, el espíritu se calma, encuentra el «reposo» (hesychia, en griego). El espíritu se libera de la agitación del mundo exterior, abandona la multiplicidad y la dispersión, se purifica del movimiento desordenado de los pensamientos, de las imágenes, de las representaciones, de las ideas. Se interioriza y se unifica al mismo tiempo que ora con el cuerpo y se encarna. En la pr…